Prepara tu piel para el verano

Aunque aún queda un mes para que sea oficialmente verano, el sol ya se hace notar y desde luego nuestro cuerpo lo sabe. Empiezan los días de playa, de paseos y de cervecitas en las terrazas con ropa ligera, por lo que hay que preparar nuestra piel para la radiación solar, pero ¿sabes cómo?

Desde Coosmetic te lo contamos, simplemente sigue estos sencillos pasos:

  • El sudor y la protección solar atrapa las células muertas de nuestra piel. Es importante seguir una rutina de exfoliación para tener una piel suave e uniforme. De una a dos veces por semana es suficiente, no más, ya que puedes dañarla. Además, escoge el exfoliante adecuado para tu tipo de piel, especialmente si es sensible.
  • Hidrata tu piel a diario y especialmente después de la exfoliación o de una día de playa. Esto también ayuda a tener una piel suave y uniforme, y por lo tanto a un bronceado uniforme posteriormente.
  • Las manchas en la piel aparecen más frecuentemente en verano y empiezan a formarse incluso dos o tres semanas antes de que sean visibles. Especialmente si usas maquillaje, al final del día y con el calor veraniego, tu piel tiene una gran cantidad de bacterias pegadas. Mantén la piel limpia y usa diariamente un serum facial que mantenga tus poros limpios.
  • En verano se suele usar rímel y delineadores resistentes al agua, para que nuestros ojos se mantengan perfectos a pesar del calor. El problema es que este tipo de maquillaje se resiste al agua y al jabón cuando queremos eliminarlo, por lo que acabamos el día frotando nuestros ojos como si de una sartén quemada se tratara. Utiliza un desmaquillante con base de aceite, así evitarás destrozar tus pestañas cada noche.

Cuando vivimos en un lugar con poco sol y nos vamos unos días de vacaciones a la playa, queremos conseguir una piel un tanto protegida y bronceada antes de llegar, usando trucos que en realidad no funcionan. Lo sentimos, pero hoy los desmontamos:

  • Unas sesiones previas de rayos UVA no nos protegen del sol. A pesar de que las camas de bronceado efectivamente broncean, no espesan nuestra piel ni producen melanina, los dos procesos que efectivamente refuerzan la protección natural de la piel. Esto sólo se consigue con una exposición gradual y progresiva al sol.
  • Los suplementos dietéticos tampoco nos protegen del sol. Aunque algunos suplementos aportan a la piel los nutrientes necesarios para el verano (vitaminas A, C, etc.) y un extra de hidratación, es falso que directamente nos protejan de la radiación. Eso sí, algunos ayudan a prolongar el bronceado.
  • El uso de exfoliantes no implica conseguir un bronceado más rápido. De hecho un excesivo uso de productos exfoliantes puede desproteger la piel al hacerla más vulnerable. Es importante encontrar el punto justo de exfoliación que nuestra piel necesita para conseguir un bronceado bonito pero seguro.
  • El uso de autobronceadores no prepara la piel para la exposición solar. Al igual que las camas bronceadoras, este tipo de productos simplemente tiñe nuestra piel, pero de ninguna manera nos protege del sol al no contener melanina real. Podemos usar autobronceador para llegar un poco más morenos a la playa, pero nunca como substitutivo de la protección solar.

¿Te hemos aclarado dudas? Ante todo, este verano recuerda la importancia de proteger y cuidar tu piel. En Coosmetic te ofrecemos todos los productos que necesitas para ello, encuéntralos aquí.